Pomada para picaduras de mosquito

Existen muchas marcas disponibles en el mercado de pomadas para aliviar los síntomas de las picaduras de mosquitos, por lo que en este artículo te nombraremos algunos de los ingredientes que llevan las mejores cremas para las picaduras de mosquitos.

Pomada para picaduras de mosquito

Las pomadas para las picaduras de mosquitos pueden contener:

Vinagre de manzana

El vinagre de manzana además de ser un ingrediente muy habitual en las pomadas para las picaduras de mosquito, también puede utilizarse solo para aliviar la picazón. Para ello deberás mojar un algodón en el vinagre de manzana y aplicarlo sobre la picadura. Haciendo esto, notarás un alivio inmediato.

También puedes hacer una pasta espesa de harina de maíz con el vinagre de sidra de manzana y aplicarla suavemente sobre la zona afectada y dejar que se seque. Una vez que la pasta se haya secado, notarás alivio. Para quitar la pasta, debes lavar la zona con agua tibia.

Calamina

Otro ingrediente muy típico de estas pomadas es la calamina. La loción de calamina es un tratamiento tópico que combina óxido de zinc y de hierro para producir una loción que se utiliza para ayudar a mitigar los síntomas irritantes asociados con la dermatitis.

La loción de calamina a menudo aparece como un color rosado y tiene un espesor y una textura cremosa en muchos casos. Se comercializa principalmente como un genérico y está disponible sin receta en muchos países, incluyendo Estados Unidos y Canadá.

Pomada para picaduras de mosquito

La talquistina contiene calamina y por ese motivo, es un excelente remedio para calmar los picores de la piel. Puedes encontrar talquistina en polvo y en crema.

Amoníaco

El amoníaco es un ingrediente común en muchas cremas y medicamentos de venta sin receta destinados a aliviar el picor. El amoníaco es un remedio eficaz contra la picazón.

La mayoría de las mordeduras y picaduras de insectos usan una fórmula de ácido que irrita la piel. La adición de la base de amoníaco sobre el ácido neutraliza y disminuye el dolor involucrado con la mordida. Sin embargo, el amoníaco por lo general no es suficiente para eliminar por completo todo el dolor producido por la picadura.

Muchos productos de farmacia destinados a aliviar y calmar las picaduras de insectos, como el After Bite, llevan amoníaco. Al abrir el envase, puedes notar un olor bastante fuerte.

Bicarbonato de sodio

El bicarbonato de sodio además de ser un ingrediente habitual de las lociones y cremas para las picaduras, también puede ser un remedio casero cuando se aplica mezclado con agua. Esta mezcla forma una pasta que se pone sobre la picadura y se deja secar. Se deben mezclar 3 partes de bicarbonato de sodio y 1 parte de agua.

Puedes dejarte la pasta toda la noche y aclarar al día siguiente con agua. La pasta, además de calmar la picazón, te hará tomar conciencia de que no puedes rascarte la picadura.

Puedes combinar este remedio con hielo para un mayor efecto calmante.

Aloe

El aloe vera es un ingrediente esencial en muchas cremas destinadas a curar afecciones de la piel. El aloe lo que hace es curar y dar frescor a la zona de la piel afectada.

Puedes utilizar tanto el gel extraído directamente de las hojas de aloe vera, como el gel de aloe vera de uso comercial. Si tienes plantas de aloe vera en casa, puedes ir cortando las hojas a medida que las vaya necesitando y almacenando las sobras en la nevera para usos futuros.

Limón

Los compuestos con zumo de limón pueden tener efectos antiinflamatorios y anestésicos para calmar inflamaciones de la piel. Por lo tanto, si no tienes a mano una crema con ingrediente de limón puedes encontrar alivio de la picazón y la inflamación aplicando zumo de limón directamente sobre la picadura.